Propuesta-concurso: "Te escribo, amor..."

Cartas, relaciones, cartas:                                                     Cuando te voy a escribir
tarjetas postales, sueños,                                                       se emocionan los tinteros
fragmentos de la ternura,                                                      los negros tinteros fríos
proyectados en el cielo,                                                           se ponen rojos y trémulos,  
lanzados de sangre a sangre                                                 y un claro calor humano 
y de deseo a deseo.                                                                     sube desde el fondo negro.
                                                                                                          Cuando te voy a escribir                                                                                                                 te van a escribir mis huesos
                                                                                                           te escribo con la imborrable
                                                                                                           tinta de mi sentimiento.



Como se acerca el Día de los Enamorados (excusa perfecta para "celebrar" el que quizás sea el tema literario más importante, el amor), vamos a proponer todo un clásico de esta fecha: un concurso de cartas de amor.

Porque en estos tiempos bajos para el correo tradicional, sin duda, si algún tipo de carta sigue teniendo sentido y vigencia, es la carta de amor, por lo que implica: una distancia con la persona amada que la hace necesaria, o la necesidad de decir por escrito  lo que no se puede decir en persona por el motivo que sea (temor, pudor, vergüenza, falta de oportunidad u ocasión...). Toda una historia de amor se puede reflejar en una carta.


  •  Podéis escribir una carta "real" (es decir, que exprese vuestros sentimientos reales hacia alguien... o hacia algo -por qué no-) o ficiticia (o sea, que os inventéis unos personajes y una situación que impliquen una carta de amor, que será lo que vosotros escribiréis). 
  • En ambos casos, recordad que hablamos de cartas de amor en el sentido más amplio, que abarca, por supuesto, el amor de pareja, pero que puede ser cualquier otro tipo de amor: a un hermano, a un amigo, a un padre, a un sueño, a un lugar, a una idea...
  • Podéis escribir la carta que escribiríais ahora, o bien la que hubiérais escrito hace tiempo, en una situación del pasado, o bien la que os gustaría poder escribir algún día... o incluso la que os gustaría recibir. 
  • Y por supuesto, podéis emplear el tono que queráis: serio, trágico, desenfadado, romántico, paródico o humorístico...
 Podéis usar la imaginación, el corazón, el recuerdo o una combinación de todo y escribir esa carta, respetando las convenciones y estructura de este tipo de escritos (lugar y fecha, encabezamiento, saludo, cuerpo de la carta, despedida, firma y postada -opcional-), para enviármela al correo antes del 28 de febrero. La participación tendrá nota, y la mejor (según mi criterio, claro) le proporcionará a su autor o autora medio puntito más en la 2ª evaluación. Se premiarán dos cosas: la originalidad y la calidad literaria.

Os dejo unos cuantos ejemplos que os pueden servir de inspiración o aguijón:
  •  Dos cartas ganadoras de concursos de cartas de amor: la conocidísima - y preciosa- "Carta de divorcio" y otra carta de amor de ambientación urbana .
  • Unas cartas reales: 
  • Un par de cartas de amor literarias:
    • la carta final de Wherter a Carlota, en la que le comunica su decisión de quitarse la vida por amor a ella, que está casada con otro, y que forma parte de la novela del escritor romántico alemán J.W. Goethe Las desventuras del joven Wherter, que es, precisamente, una novela epistolar, es decir, que se desarrolla a través de las cartas que se intercambian los personajes.
    • La breve carta de amor que le escribe D. Quijote de la Mancha a su amada Dulcinea, y que junto a la parodia del lenguaje caballeresco (está llena de arcaísmos que ya lo eran en la España del XVI) incluye expresiones insuperables como "el herido de punta de ausencia" o "amada enemiga mía". Por algo Cervantes es lo que es en la historia de nuestra literatura.
  • Unos cuantos poemas de amor en forma de carta:
    •  uno de Julio Cortázar,  
    • otro de Jaime Nisttauz,  
    • otro -mi preferido, sin ninguna duda- de Miguel Hernández, escrito en el tiempo en que ya era un esposo soldado para el que las cartas de amor eran  imprescindibles, y para el que segurían siéndolo cuando se viera obligado a escribir a su mujer desde la cárcel de la que nunca salió. Precioso, como todo lo suyo.
Y os dejo también unas cuantas canciones que también tienen cuerpo y alma de carta:

20 de Abril, de Celtas Cortos, todo un clásico de nuestro pop nacional.



"Mirando al cielo", de Huecco, que utiliza como base la melodía del Canon de Pachelbel, preciosa pieza corta de música clásica:



"Lucía", de Joan Manuel Serrat, una de las letras de amor más bonitas escritas en castellano, en la voz de Rosario:



"La carta" de La Oreja de Van Gogh:


Y una carta de despedida: la "Última carta" de los Cucas:

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...