José Luis Sampedro: morir, vivir, pensar, hablar, escribir... perdurar

Nos gobiernan a través del miedo
 Somos naturaleza. 
Poner al dinero como bien supremo nos conduce a la catástrofe

¿La gente está loca? No. La gente está manipulada..

Este mundo está traicionando a la vida

Lo que no nos enseñan es que el día que se nace se empieza uno a morir, 
y la muerte  nos acompaña cada día.
El sistema ha organizado un casino 
para que siempre ganen los mismos.

Nos educan para ser productores y consumidores, 
no para ser hombres libres.

Pienso hacer lo mejor posible, con dignidad, 
lo que no nos enseñan a hacer en esta civilización:  
morir como un acto vital .

La sangre es la tinta con la que uno debe escribir.

Estamos en un momento en que se está hablando de muchos problemas. Pero el más grave hoy es el ministerio de Educación. Con sus recortes e insensibilidad se priva a los niños menos favorecidos de oportunidades, de horas de estudio, de clases, de aulas y profesores de apoyo. Se está castrando la inteligencia de esos chicos cerrándole las puertas para el futuro mientras se favorece la enseñanza religiosa con dinero laico.

Ha muerto en Madrid, a los 96 años de edad, el escritor, economista e intelectual José Luis San Pedro, conocido y respetado como escritor, como pensador y como persona. Nos deja obras imprescindibles como La sonrisa etrusca, Octubre, Octubre, El río que nos lleva (adaptada el cine en 1989 por Antonio del Real)) o novelas históricas (que terminan siendo mucho más) como  Real Sitio o La vieja sirena.

Aparte de su importancia como escritor, en los últimos años se había convertido en todo un referente y portavoz del malestar ciudadano frente a los desmanes económicos de la crisis que nos asola y su gestión por parte de los poderes que nos rigen. Muchos son los que le recuerdan y le homenajean hoy, y muchos somos los que lo tendremos con nosotros siempre, porque nos deja harto consuelo su memoria y su palabra, que podemos disfrutar en sus libros y en las múltiples  entrevistas impresas y grabadas en las que podemos encontrarle.

Y para hacerlo, podéis visitrar su página personal, muchos de los especiales que con motivo de su muerte le dedican los medios de comunicación (como El País), las entrevistas y conferencias que podemos ver de él en la red... Y por supuesto, sus libros.

Hasta siempre, maestro
 Y gracias, muchas muchas gracias. Por todo.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...