Bienvenid@s al mundo de la morfología


Cuando hablamos de las características propias de la lengua como sistema de comunicación (o del signo lingüístico), ya hablamos de la doble articulación, que era lo que permitía la infinita productividad de la lengua: con un número muy limitado de unidades mínimas puedea emitir infinitos mensajes.

Pues bien, ahora vamos a centrarnos en la parte de la Lingüística que se ocupa de las unidades más pequeñas de la 1ª articulación (la de las unidades con significado): la Morfología, que tradicionalmente se definía como el "estudio de la forma de la palabra". Y efectivamente, entre otras cosas, la morfología estudia de qué y cómo están formadas las palabras: de monemas (o morfemas, según la terminología que sigamos), unidades mínimas dotadas de significado.

Por tanto, analizar la forma de las palabras consiste en reconocer los monemas que las integran, y para ello hemos de tener en cuenta tanto su significante (es decir, su forma), como su significado.

Aquí tenéis la presentación con las nociones básicas que os ayudarán a esto: a comprender (y analizar) cómo la lengua combina los monemas para formar palabras:

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...